sábado, 13 de mayo de 2017

Blackhearts (Corazones Negros) de Nathan Long (WFB)


Otra de las series de novelas de Warhammer Fantasy que se ha quedado relegada a una esquina polvorienta y olvidada (Salvo para aficionados mas o menos veteranos) con la salida de Age of Sigmar y el consiguiente fin del mundo de Warhammer, es la trilogía Blackhearts (Corazones Negros en español), del escritor norteamericano Nathan Long.

El nombre de Nathan Long, que ademas de escritor es guionista de televisión y músico (Su banda se llama MI-6), esta íntimamente relacionado con WFB porque fue el que retomo las historias de Gotrek y Felix cuando William King la dejo, sacandole hasta un spin-off en forma de la trilogía,la de Ulrika la Vampira y la autoria de uno de los pocos libros de WFB (O quizás, incluso, el único) que han sido pasados a formato audio-libro, desde el formato físico (Slayer of the Storm God). Algo que en WFB no es ni de lejos tan común como en W40K o en Horus Heresy. No es un mal escritor ni mucho menos y el hecho de que tenga una cantidad grande de novelas, novellas y relatos cortos que entre todos suman cerca una veintena (Contando los ómnibus), indica que sus libros se venden bien, porque gustan (Y gustan porque están bien escritos, mas allá del marketing y la promoción).
O se vendían, porque tras 8 años sacando cosas para BL, desde 2012 no ha vuelto ha sacar nada mas con ellos. A día de hoy, pese a los cambios en la web y en el panorama,aun se pueden localizar algunos de los libros de Gotrek y Felix, por ahí perdidos, en la web de BL.

El autor
De todas formas, muchos aficionados a las novelas de WFB, tienen a este autor afincado en Hollywood bastante cruzado. En especial, los fans de la saga de Gotrek y Felix de Bill King, que consideran que su estilo de escritura no se ajusta para nada a como se contaba la saga original. Otros, por el contrario, afirman que reconduce con un excelente estilo literario la saga, haciéndola mas madura. Por lo que, cuando salia el nombre de “Nathan Long” en un foro sobre libros de fantasía y había aficionados de WFB, la cosa se ponía a veces caliente, sobre todo cuando aparecían en escena los “pro-King” que no tardaban de chocar con los “pro-Long”. Eso causaba debates que solían degenerar en discusiones salidas de madre y la gente tirándose los trastos a la cabeza los unos a los otros. A mi personalmente, me gusta mucho Bill King y me hubiera gustado que hubiera terminado la saga de Gotrek y Felix (Y ya de paso, la de Ragnar Blackmane de W40K...), pero siendo sincero Long es un buen escritor por lo que llevo leído, por lo que no me desagrada coger algunos de sus libros y leérmelos de cabo a rabo.
Los libros de Blackhearts, al contrario de los que hizo de Gotrek y Felix, ya no están a la venta en la web de BL, ni las tres novelas que forman la trilogía ni el ómnibus que los contiene mas dos relatos cortos extras, en ningún formato (Creo que no los digitalizarón, pero no pongo la mano en el fuego). Una lastima, aunque era previsible.


La trilogía empezó en enero de 2005 (Un 11 de enero, según la web Goodreads) con la novela Valnir´s Bane, de 256 paginas y con portada del gran Adrian Smith (Una que creo que esta reciclada de otros trabajos de WFB, de cuando la infame campaña Tormenta del Caos). A esta le siguieron The Broken Lance, un 24 de noviembre de 2005 también, con 251 paginas y portada de Christer Sveen, que al final haría todas las demás portadas de las novelas, incluidas las del ómnibus y que serían originales. La tercera y ultima fue Tainted Blood, que salio un 4 de julio de 2006 y que tiene 253 paginas. Finalmente, un 3 de septiembre de 2007 salio el ómnibus, The Blackhearts Omnibus, con un total de 766 paginas y que contenía una introducción del autor,los tres libros y dos relatos cortos (Hetzau's Follies y Rotten Fruit. El primero salio en la revista Inferno! En su numero 46, de enero-febrero de 2005. Es la precuela de la trilogía, y abre la obra tras la introducción. El segundo se mostraba en el ómnibus tras el primer libro y antes del segundo, y salio anteriormente en la antología de relatos cortos Tales of the Old World de 2007). Como nota curiosa, el ómnibus tuvo dos portadas. La primera era la misma que la de The Broken Lance,pero con distintos colores, saliendo en septiembre de 2007. Debió de ser un error de alguna clase, pues al mes siguiente, salio la portada nueva, y exclusiva (La que en cabeza esta entrada).
Aun así aun se pueden encontrar ejemplares con la primera portada a la venta.
Tanto las novelas como el ómnibus salieron en tapas blandas a color.


Las novelas salieron en español, pero no el ómnibus. Salieron entre 2006 y 2007, con poca diferencia de tiempo con respecto a las originales, de manos de Timun Mas. Se tradujeron como El Azote de Valnir (272 paginas, tapa blanda), La Lanza Rota(272 paginas, tapa blanda) y Sangre Corrupta (300 paginas, tapa blanda), por lo que se respetaron los títulos originales al traducirlos (No siempre se hace), saliendo en tapas blandas a color, también.


La trama de la historia es la siguiente. Reiner Hetzau es joven de familia noble, vividor, juerguista y estudiante fracasado que se ha unido a un regimiento de pistoleros montados, para darle emoción a su vida y de paso ganar oro. Pero todo sale mal, primero al ser herido en su primera batalla y después, mientras esta convaleciente de sus heridas en retaguardia, al descubrir y matar a una sierva de Nurgle disfrazada de sacerdotisa de Shallya (Diosa de la curación) que buscaba extender una plaga en la retaguardia imperial. Pese a sus actos heroicos, sus superiores creen que realmente ha matado a una sacerdotisa de Shallya y en corte marcial le condenan a morir ahorcado. Esperando que se cumpla la sentencia, se encuentra en una celda con otros condenados. Pero en esto que se cruza en su vida el Barón Albrecht Valdenheim, el hermano y lugarteniente del conde Manfred Valdenheim, un general imperial de prestigio, que les ofrece a Reiner y a los otros condenados lo siguiente: pueden morir en la soga, como les corresponde por sus crímenes...o servir en una misión secreta y prácticamente suicida, y si salen vivos de ellas (Los que salgan), obtener el perdón, ganar mucho oro y tener una vida nueva. Viendo que Albrecht es un cabrón astuto y despiadado como pocos y que las sogas ya están listas esperando sus cuellos, Reiner y sus compañeros aceptan formar ese grupo “especial” y nada ortodoxo, a los que se conocerá como los Corazones Negros.
Reiner acabara siendo el líder nominal de una banda de desesperados que acabarán dándose cuenta de que no se pueden fiar ni de su sombra.

En la primera misión, han de ayudar a una abadesa de Shallya llamada Lady Magda a ir a su convento, que esta en medio de territorio ocupado por el Caos a recuperar una reliquia, un estandarte mágico conocido como El Azote de Valnir y que puede ser de gran ayuda en la lucha contra los Poderes Ruinosos. El estandarte esta en las catacumbas del convento y llegar hasta el va a ser casi imposible. En la segunda misión, tras ser engañados y envenenados mágicamente, los Corazones Negros son forzados a aceptarla para obtener el antídoto y la libertad, viéndose obligados a acabar con una hechicera que anda haciendo de las suyas y pasar al servicio de Manfred, que es aun mas cabrón y astuto que su hermano. En la siguiente misión, han de ir a un fuerte situado en las Montañas Negras, que guarda la entrada a unas minas de oro. El oro ha dejado de llegar y no se sabe que pasa con el general Broder Gutzmann, jefe del puesto. Lo que se encuentran no es precisamente agradable... Y en la ultima han de ir con el propio Conde Manfred y el famoso mago elfo Teclis a Talabheim, pues una extraña plaga mágica esta azotando el lugar, sumiéndolo en el caos. Ademas, la sospecha de que entre ellos hay un traidor se convierte en una certeza al ser asesinado uno de los miembros del grupo, pero siguen sin saber quien es, por lo que la paranoia aumenta.


Nathan Long lo que hizo con estas historias fue, básicamente, hacer Los Doce del Patíbulo (La famosa novela y película de los 60, que a su vez estaba basado en una unidad real del U.S Army) a la WFB. Algo así hizo también Gav Thorpe con las novelas e historias de The Last Chancers para W40K, solo que Nathan Long tuvo que estrujarse las neuronas un poco mas que Gav en mi opinión, porque no es lo mismo coger un grupo de soldados penales de la Segunda Guerra Mundial y pasarlos a W40K como un grupo de comandos especiales suicidas en un entono de ciencia ficción, que hacer lo mismo y llevarlos al mundo de WFB, mas concretamente al Imperio, que esta ambientado en el Imperio alemán de la época de Carlos V, I de España,...es decir, un entorno tardío-medieval/renacentista del 1500 d.C.
Vamos, el desafío es mucho mayor, creo yo. Y creo que Long lo acepto bastante gustoso, ya que el autor de la novela original de Los Doce del Patibulo, era E.M Nathanson. Debió de ver en el apellido del otro escritor una especie de señal o algo,...

Aun así, y ya un poco mas serios, Nathan Long llega a crear personajes para las novelas de la serie, que prácticamente son la versión warhammera de los que salían en la novela de la Segunda Guerra Mundial y en la película. Por ejemplo, en las novelas de Long tenemos al ingeniero y zapador Ulf Urquart, un tipo enorme y fuerte que dicen que es medio orco. Un día, tantas coñas y burlas acabaron con su paciencia y mato con un mazo a un compañero. Pues en la película de los 60 tenemos a Samson Posey (Encarnado por Clint Walker), un gigantón fuerte y bonachón que cuando le empujan se enfada mucho. Y un compañero que se divertía empujándole y molestandole acabo muerto accidentalmente a sus manos. Franz Shoentag y Robert Jefferson tienen perfiles similares, pues son condenados por matar en defensa propia, solo que Franz es un joven arquero de aspecto afeminado de quien uno de sus compañeros de tienda quiso abusar y Robert es un soldado negro que se vio envuelto en una pelea. Por cierto, el personaje de Franz da mucho juego en la trilogía. No digo mas, aunque si puedo decir que también homenajea a otro de los Doce, Viktor Franko. Sigamos, el caso de cirujano militar Gustaf Schlecht y el loco A.J Maggot de los Doce (Encarnado por el inolvidable Telly Savalas) es tres cuartos de lo mismo. El propio Reiner Hetzau recuerda a John Reisman (Lee Marvin en la película), desde en el nombre a que es el líder del grupo. Y así con casi todos los personajes. Eso si, los Blackhearts son originalmente solo 9, no 12, a los que se irán uniendo otros miembros a medida que se produzcan bajas y les manden mas misiones, aunque habrá un núcleo de personajes fijos con Reiner a la cabeza. Y todos están condenados a muerte, mientras que entre los Doce había algunos que no lo estaban o ni lo estaban,como Reisman.

También hay que decir que otras películas han debido influenciar a Long para escribir Blackhearts, no solo Los Doce del Patíbulo. Como por ejemplo la película de 1981, 1997: Escape from NY y la secuela de 1996 Escape from LA. Cualquier que haya visto esas dos películas y lea luego las novelas de los Blackhearts se dará cuenta rápidamente de a que me refiero.


De momento, tengo a punto de acabar la primera en español, gracias a una amiga de Kit,y me esta gustando bastante, ya que es una lectura entretenida y bastante rápida. La verdad es que Long escribe bien y sabe como encajar algo tan poco warhammero, a primera vista, como los Doce del Patíbulo en Warhammer Fantasy. Viéndolo traducido al mundo de WFB la verdad es que tiene su punto, y al ver sus influencias y como las ha manejado me libra del rechazo inicial que algunas personas les puede producir. Ya en su momento leí criticas muy duras contra Gav Thorpe por sus novelas de The Last Chancers por traspasar a los Doce del Patíbulo a W40K, no me quiero imaginar lo que dirían de Long y sus Blackhearts...
Aunque me gustaría mas leer la serie completa en ingles, ya que las demás puedo hacerme con ellas en ese idioma con pocos problemas, pero no en español. O mejor aun, hacerme con el ómnibus y tener ademas los dos relatos.

Ya veremos si el nivel se mantiene en las siguiente partes de la trilogía o decae. De momento, el primer libro promete. He leído otras cosas de Long, como la trilogía de Ulrika (De la que hablare en otra ocasión) y creo que la disfrutaré mas.


4 comentarios:

  1. Me recuerda a la serie de "La Compañía Negra"
    Le daré una oportunidad.

    ResponderEliminar
  2. Yo soy de los pro-King. Las novelas de Long del famoso dúo son entretenidas pero no consiguen engancharme. Si estuvieran protagonizadas por otros personajes estarían bastante bien pero el problema está en que lleva Gotrek y Félix en el título, y por desgracia no las encuentro al nivel a las novelas de King.

    Eso de que las de Long son mas "madura" pues, lo siento, a mi me parecen más simplonas. El estilo narrativo de Long es muy "hollywoodiense", con personajes que son bastante arquetipos, y la trama es mas bien una sucesión de un acontecimiento tras otro sin apenas momentos de reflexión. Con Long, el punto de vista de la historias es única y exclusivamente a través de Félix, el resto de personajes solo interesan por como vayan afectar a la trama (y desencadenar otro acontecimiento) y no por como son.

    Bill, no dudaba en dedicar se tomaba su tiempo para describirnos la situación, el entorno, los escenarios, los personajes. Aunque el grueso de la narración se centra el Félix, no dudaba en ponernos en el punto de vista de otros personajes, lo que ayudaba mucho a conocerlos mejor y dotarlos de una personalidad y carisma mas allá de ser simples figurantes, que con Long, como dije, pecaban de ser demasiado arquetípicos.

    Tampoco me ayuda el hecho del pobre manejo de los personajes creados por Bill, y de que Long le cambiara detalles a los mismos sin razón aparente, incluso con frecuencia me los encontraba con rasgos de comportamiento impropios de ellos.

    En cuanto a las novelas de los Corazones Negros, están bien pero tampoco son nada del otro mundo. El estilo "hollywoodiense" de Long se nota mucho más.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Bueno, yo me he leído las de Ulrika y estoy con las de los Corazones Negros, que están entretenidas. A mi, personalmente ni mas maduro ni menos. Simplemente, escribe diferente, pero soy de los que opina que King no debería haber abandonado ni las Gotrek y Felix ni las de Ragnar.

      Eliminar
    2. Yo también opino lo mismo, es una pena que abandonase las de GyF (nunca fui muy de 40000, así que no se como son las de Ragnar, pero tratándose de Bill, me fiaré de tu palabra).

      Yo aún no leí las de Ulrika, la verdad es que después de lo agridulce que me resultaron las de GyF, me cuesta animarme para dar el salto. Muy al contrario a lo que me pasó con las novelas de Thanquol.

      Todo lo contrario me pasó con el otro spin-off de la saga. Después de haberme leído la trilogía de Brunner, me animé a leer la trilogía de Thanquol (las únicas novelas que se tradujeron, ojala en un futuro Timun se anime a traer la tercera y última), y honestamente, opino que C.L.Werner hubiera sido una elección bastante mejor que Long para continuar las historias del dúo dinámico.

      Eliminar

Related Posts with Thumbnails