domingo, 11 de marzo de 2018

The Devil's Web, de Pulling & Cawthon: Reseña (Corregida) Parte VI y final


(Continua de la entrada anterior)

Conclusión

The Devil's Web: Who is stalking your children for Satan? de Patricia Pulling y Kathy Cawthon es, sin duda alguna, una obra oportunista, diseñada para sacar provecho a un momento social convulso donde hay gente que prefiere creer, como la autora, que un grupo de sectarios adoradores del Maligno con poderes mágicos y organizados a nivel estatal está detrás de sus desgracias antes de afrontar la realidad y reconocer que la sociedad en la que viven hay cosas que no están bien y que están haciendo daño a los más vulnerables: El desconocimiento o ignorancia sobre los problemas de los adolescentes (En especial superdotados), la proliferación del armamento en el entorno doméstico y su fácil acceso y escaso control,etc.
Está claro que ven la realidad, pero no la aceptan y tratan de huir hacia delante, justificando lo injustificable y apilando mentiras y manipulaciones una sobre otra como si fueran sacos terreros de una trinchera. Antes que afrontar los hechos y combatirlos, buscan chivos expiatorios entre los que no se ajustan a sus (Distorsionados) modelos morales y de comportamiento.

La forma de presentar los datos mostrados en este libro es interesada e intencionada, o como poco, y siendo muy indulgentes, de forma completamente inadecuada y negligente. Desde las noticias a las citas de otras obras.
Por ejemplo, cuando dice que una "fiesta sagrada" de los satánicos es su cumpleaños ("Unholy days" pag. 44) y no explica nada mas, ni de donde sale, la primera reacción un lector es tomarse esa afirmación como algo poco serio (Según las inclinaciones del lector en ese punto de la obra o se tomara a chiste a los satánicos o a la autora) porque así puesto no tiene idea de donde sale y que razón hay para afirmar eso. Tras buscar un poco, porque a mi mismo me pareció algo extraño así soltado, descubro que eso lo dijo Anton LaVey, en su Biblia Satánica. Y así lo explicó:

"La celebración religiosa más importante de la religión Satánica es la fecha de nacimiento de 
uno mismo. Esta es una contradicción directa a los días más sagrados de otras religiones, las cuales divinizan un dios en particular que ha sido creado bajo la forma antropomorfa de su propia imagen,mostrando así que el ego no ha sido enterrado del todo. 
El Satanista piensa: "Por qué no ser honestos, y si vas a crear un dios a tu imagen y semejanza, porque no crear tal dios como si fueras tu?" Todo hombre es un dios, si elige reconocerse como tal. Así, el Satanista celebra su día de cumpleaños como la celebración más importante del año. Acaso no  eres más feliz por el hecho de haber nacido, que por el nacimiento de alguien a quien ni siquiera has conocido? O si es el caso, aparte de las celebraciones religiosas, por qué rendir un tributo más alto a la fecha de nacimiento de un presidente, o a una fecha de la historia, que al día en el que arribamos al mejor de todos los mundos?"


Uno puede estar conforme o no con lo dicho por Anton LaVey, pero al menos se ve una ideología/creencias/filosofía/algo (Enfrentamiento a los preceptos de otras religiones y/o las sociedades que las acogen originando una ruptura y un intento de independencia existencial, resaltar el yo individual y su existencia física frente a creencias subliminan ese yo a un ente espiritual superior al que se rinde culto,...) tras esa afirmación y no un simple brindis al sol.
A Patricia Pulling no le interesan las razones, o los porqués para su libro, porque si lo hiciera posiblemente no generaría las reacciones que espera y que le sean totalmente favorables a sus ideas. Por eso, la exactitud y los datos veraces brilla por su ausencia en su libro, salvo en muy contadas ocasiones, y solo cuando le convienen, para al final ser datos irrelevantes con la cuestión o descubrirse que sus fuentes están tan manipuladas como sus escritos, como pasa con los libros de esoterismo que cita.

Por suerte para el mundo esta obra llegó con el inicio del declinar del pánico satánico en EEUU y su  influencia (Y daño resultante) no fue especialmente grande. Por un lado, la gente se acercó poco a poco a los juegos de rol y vieron que eran eso, juegos. Que no te volvías loco ni que por mucho que lo intentara no invocabas nada, ni tiraban bolas de fuego ni nada por el estilo. Con el paso de los años, además, la información y la capacidad de poder acceder a ella con facilidad, vía a una tecnología mucho más accesible y rápida ha herido de muerte obras como esta, ya que basaban (Y aún basan) su estrategia en que tratan de dar una avalancha de datos  y esperar que la gente no quiera cotejarlos o comprobarlos, aceptando su verdad por el supuesto estatus de los creadores de esas obras. Hace 30 años era muy complicado o al menos muy trabajoso comprobar ciertas afirmaciones o datos, pero a día de hoy uno puede derrumbar los contenidos de este libro o similares, simplemente, con una conexión a Internet y un poco de tiempo, para hacer consultas pertinentes.
Su forma de hilar y presentar hechos y datos, así como el efecto total de la exposición de los mismos en las páginas de su libro, se podría definir con esta frase de la película Cazafantasmas I (La de los años 80):

"Sus teorías no son mas que basura, sus métodos son descuidados y sus conclusiones son altamente cuestionables"

Solo que decir solo esto de la obra de Pulling y Cawthon sería todo un elogio. Su fijación obsesiva con un elemento concreto y aislado de su conjunto, como en el caso de Kramer en el Martillo de Brujas, le hace ver el mal sobrenatural en cualquier parte y dejar de lado otras consideraciones más racionales.
Por ejemplo en la página 8 del libro, relata como la noche antes del funeral de su hijo, le entregan las pertenencias que este tenía en los bolsillos. Entre ellas hay dados poliédricos que se usan en D&D y una llave de un domicilio que desconocen. A fecha de publicación del libro, años tras los hechos, aún no sabe de qué es esa llave, pudiendo ser una pista valiosa, pero que no es investigada pese a sus "amplios contactos en la policía" por centrarse en su teoría satánica y su conexión con los juegos de rol.

La calidad literaria de la obra es directamente proporcional a su afán de veracidad.

Aun así y pese a todo, día de hoy hay gente, sobre todo dentro de grupos religiosos de toda índole pero especialmente cristianos, que sigue considerando a Patricia Pulling como una investigadora de referencia (Referencia positiva, quiero decir), veraz y solvente en temas de satanismo, sectas destructivas y crímenes relacionados. Alguien a tratar como una fuente de consulta  y que se tengan en cuenta sus métodos y las conclusiones.
Peor aún, sus escritos siguen siendo usados por aquellos que denigran y atacan a los juegos de rol, incluso desde estamentos completamente laicos o en apariencia, al menos. Muchos por no decir casi todos, eso si, no mencionan a Patricia Pulling ni a BADD, sabedores de la realidad que hay detrás de sus actos. Pero pese a todo, sus métodos, técnicas y en especial sus palabras siguen siendo usadas como hace décadas.
Si queremos acabar por una vez con la mancha que se ha arrojado sobre los juegos de rol y que cada cierto tiempo resurge, hay que leer obras como esta y sacar a la luz la verdad.


FIN

Nota final: No he incluido la Bibliografía en la que me he basado, para no alargar más el texto y porque en realidad esto se pensó como una reseña y articulo para un blog, no un trabajo académico. Sin embargo, como si se sigue esa metodología si alguien la requiere, se la puedo dar sin problema alguno.

2 comentarios:

  1. Las pelis de serie Z tienen mejor arguementos que este libro. A ver, no lo he leído y mi nivel de inglés no creo que me permitiese leerlo (intenté una novela de Harry Dresden vergonzosamente sin éxito), pero no sé si querría leerlo. Solo con estas entradas ya me enojo bastante. Por lo injusto que es todo lo que vomita en sus páginas.
    La verdad es que hoy tampoco es un día alegre en el país. Gabriel, un niño que desapareció hace unos 12 días o así apareció ayer muerto en el maletero de la novia de su padre. Gabriel tenía solo 8 añitos.
    Creedme si os digo que el sentimiento de impotencia y odio que sentimos es inconmensurable, por lo que mi juicio hoy no está sereno.
    Sobre Lecy, en parte estoy de acuerdo con él, salvo que el cumpleaños de mis seres queridos es igual o más importante que el mío mismo.

    ResponderEliminar
  2. Por entradas como esta es que me fascina este blog. un saludo

    ResponderEliminar

Related Posts with Thumbnails