domingo, 21 de mayo de 2017

Aaron en Armageddon:Blood & Fire


Sigo con las reseñas de la "serie" de entradas que hago sobre Aaron Dembski-Bowden. Ahora toca Blood and Fire.

Blood & Fire es una novella que publicada en formato eBook por Black Library en Julio de 2013. Tiene una extensión de 187 paginas. Ese mismo año y por fechas parecidas, fue incluida junto con la novela Helsresach en el volumen Armageddon, en formato de libro físico de tapa dura y en formato digital. Algo mas de un año mas tarde, Blood & Fire fue re-publicada con una portada nueva. Tanto la original como la segunda fueron obras de Imaginay Friends Studio, aunque el nombre/nick del artista en concreto es Kai Lim. Aunque las portadas son parecidas, la diferencia estriba en que la primera portada de la novella era parte de la ilustración que sirve de portada en Armaggedon, pero centrada en una escena en concreto y la segunda, aunque también es parte de la una ilustración mas grande. No se muy bien que motivos concretos llevaron a re-hacer la portada, pero aunque las dos esta muy bien (Neil Roberts y IFS/Kai Lim son los artistas que mas me gustan en cuanto a portadas de BL) me gusta mas la primera que la segunda, pese a que igual la segunda encaja un poco mas con los hechos narrados.

Como nota curiosa adicional, creo que Blood & Fire esta dedicado por el autor, como Armageddon, a su abuelo que falleció poco antes de que pudiera terminar la obra, de un paro cardíaco. Mientras que la otras dedicatorias de Aaron son cortas (Unas pocas palabras), esta es un verdadero epitafio de varias lineas.
Por descontado y como es lógico, mis mas sinceras condolencias.

La trama transcurre tras los hechos relatados en la novela Helresach, pero no es una continuación por lo que se puede leer de forma independiente. Merek Grimaldus recibe un mensaje de un viejo amigo y aliado, Julkhara de los Leones Celestiales. Julkhara era un "Deathspeaker" (Nombre que dan a los capellanes en ese capitulo) y el ultimo oficial de alto rango superviviente. Le informa que los Leones Celestiales, descendientes como los Templarios de los Puños Imperiales, han sido traicionados, por alguien que ellos dos conocen muy bien. Fueron enviados a una misión contra los orkoz que resulto ser una trampa y ha resultado masacrados. Peor que eso, ha sido sistemáticamente masacrados. Y todo por protestar por una acción imperial en el pasado, porque así lo dictaba su honor.Grimaldus y los Templarios Negros están obligados a vengar a sus hermanos y aliados, y tienen que ayudarles a limpiar su honor. Pero como hacerlo en medio de la mayor invasión orka del ultimo milenio, sin comprometer a su propio capitulo y contra un enemigo como...la Inquisición?


Aaron vuelve a hacer las delicias de los amantes del trasfondo sacándose de la chistera todo un index astartes, muy detallado. Y ademas, dándole un toque original e inesperado, ya que por un lado lo que hace es encajar a los Leones Celestiales en una cultura africana (De hecho, yo diría que basada en los Masai o en los Zulues) y por otro, les da rasgos distintivos como por ejemplo, títulos a los rangos tradicionales de los Astartes. Así, por ejemplo,un "Warleader" es un capitán, los "Deathspeaker" son los capellanes, los "Spiritwalker" son los bibliotecarios, los "Lifebinder" son los apotecarios y los "Pride Leader" sargentos veteranos. Simplemente, son los rangos del Codex Astartes, pero adaptados a su entorno cultural. Eso me gusta y es todo una cierto. El libro añade unas pocas laminas a color, pero tampoco dan pistas de como son los Leones Celestiales mas allá de su heráldica.
Recuerdo que el pasado, y por figuras que la gente presentaba en los Golden Demon, se creía que tenían un aspecto mas en plan caballeros artúricos, por su estricto sentido del honor y todo eso.Los que hicieron esas miniaturas supongo que se habrán llevado toda una sorpresa al ver que la imagen de un "guerrero honorable" no se ajustaba a arquetipos mas comunes.


En cuanto al relato en si, es un relato de gran calidad. Bien narrado, buenas descripciones, acción, giros argumentales, con buen uso de los recursos estilísticos y lingüísticos por parte del autor. Aaron vuelve a enseñarnos un Astartes desde dentro, su psique, su forma de pensar, su humanidad. Así lo reflejan los constantes monólogos del protagonista consigo mismo, aunque en esta ocasión en menor medida que en Helresach, donde el protagonista ya no se debate entre las dudas, la furia, el honor y el deber como en la novela precedente.
Me gusta la idea que transmite Aaron de que el ser recto, el tener honor y en cierta medida escrúpulos siendo un Astartes puede tener un precio a pagar, sobre todo si se te cruza en el camino la Inquisición y consideran que hay que dar una "cura de humildad y obediencia" por muy Astartes que seas. Algo así ya lo exploro, por ejemplo, Bill King en Cuchillo de Lobo, pero Aaron se aprovecha del trasfondo de la campaña mundial de la 3ª Guerra de Armageddon, para darle un nuevo giro.
Añadiría, ademas, el hecho de que Aaron demuestra con maestría que domina el trasfondo de W40K y que lo cuida, evitando incongruencias, por lo que asienta bases solidas para desarrollar algo que llevaba mas de una década sin tocar, como es el trasfondo y el destino de los Leones Celestiales. Mucha gente se lo preguntaba y al final Aaron ha dado una respuesta clara y adecuada. El que el ponga ese cuidado cuando otros ya no lo hacen, le hace ganar puntos extra a mis ojos.

Aaron  consigue hacer una mezcla curiosa de narración, filosofía interior y recuerdos pasados, de forma que los va poniendo en un orden totalmente lógico. La arquitectura narrativa para compleja en un principio, pero pronto ves que los hechos siguen una secuencia concreta y lógica, y que el personaje no solo ha de luchar fuera de si, si no también dentro de si, en el presente y en el pasado.
Tengo pegas con respecto al libro? Si, dos en concreto. Una es que la parte en la que conoció Grimaldus a su mentor y paso de ser un aprendiz de Capellán creo debería haber ido en el libro anterior. Me hubiera gustado que se hubiera centrado mas en su relación con los Leones Celestiales.
La segunda es algo que me suele pasar a menudo con las novellas: Si son buenas, me saben a poco y pienso que la historia hubiera lucido mucho mejor como una novela larga. Tal vez el autor debería pensarse el hecho de hacer una trilogía entera sobre la base de Grimaldus.


En definitiva y para acabar decir que Aaron se vuelve a sacar una obra excelente del gorro y demuestra que el trasfondo, el juego y la narración son diferentes partes de un todo. Me gustaría que le diera mas continuidad a este hilo narrativo y saber si algún día a cierto inquisidor y sus compinches se les llega a ajustar las cuentas.
En mi opinión, lo mejor es pillarse el volumen que contiene la novella y la novela y leerlas de tirón. Creo que se disfrutan mas y Blood and Fire gana, ademas, mas valor.

No hay comentarios:

Publicar un comentario

Related Posts with Thumbnails